Instituto Diocesano de Teologia

Instituto Diocesano de Teologia

Una obra fundada por Martín Zavala, fundador de DASM, que sigue dando frutos 30 años después

ENTREVISTA EN PERIODICO DIOCESANO PRESENCIA

Hola. Bienvenido a DASM, Escuela de Apologética online.

En esta página queremos compartirte con mucha alegría la entrevista que le fue realizada al hno. Martín Zavala, director general de DASM acerca de otra enorme obra que por gracia de Dios también él fue fundador, como lo es el IDT Instituto Diocesano de Teología en Cd. Juaréz en el año 1991. Un centro formativo de alto nivel cuyo programa de estudios es de 7 años y es único en América Latina.

Ya han pasado 30 años de su inicios y el haber dejado un sólido plan de estudios y unas sólidas estructuras han hecho posible que ya sean miles los egresados y que el Instituto ya se haya extendido por toda la diócesis.  

Aprovechando que el hno. Martín fue a impartir unas misiones cuaresmales en el Paso, Texas el peródico diocesano «Presencia» de Cd. Juárez, México le realizó esta exdcelente entrevista acerca de los orígenes del IDT que te compartimos a continuación. 

Entrevista al apologeta y misionero Martín Zavala, fundador de lo que hoy es el Instituto Diocesano de Teología en la diócesis local, quien habla de los inicios de esta escuela y los frutos que hoy da a la Iglesia local…


IDT: Un proyecto para crecer en lo más profundo de la fe
Diana Adriano


En entrevista con Presencia Martín Zavala, fundador del Instituto Diocesano de Teología para Seglares, compartió cómo fue para él ver nacer y crecer este Proyecto que ya lleva casi tres décadas de vida en la diócesis local.



Originario de Monterrey Nuevo León, Martín creció en la Iglesia Católica, pero a los 19 años se convirtió en ateo, como él mismo lo cuenta.
Sin embargo, cuando tenía 21 años miembros de la Iglesia de los Testigos de Jehová llegaron a su casa y se fue con ellos.


«Comencé a cambiar de vida, a leer la Biblia y a tener fe por los Testigos de Jehová, pero un año después llegó un católico muy preparado, Hector López López que conocía de Dios, de la Biblia y de la Iglesia. Así comienzo a conocer más sobre la Iglesia Católica y me doy cuenta de que los Testigos me decían solo una parte de la verdad, y como yo quería la verdad completa, me alejé de ellos», relató en la entrevista que sostuvo con Periódico Presencia durante la visita que realizó a la diócesis local.


Tras su conversión, Martín encontró a los Misioneros Apóstoles de la Palabra, con quienes se comprometió durante los años, para luego ingresar al Seminario de Texcoco, como una vocación adulta.


«Pero yo sentía que el Señor no me llamaba a ello, así que decidí salirme del Seminario y regresar a los Apóstoles de la Palabra»
Fue entonces cuando Martín hizo votos perpetuos a tiempo completo para así seguir con los apostoles, con quienes estuvo durante 15 años. Con su familia se mudó a Ciudad Juarez y después a Phoenix, Arizona, donde vive y está con su esposa Silvia Perez y sus hijos Louis, Daniela y Andrés.

Actualmente Martín sirve como director de la Escuela de Apologética Online DASM. de la cual también es fundador.

Martín Zavala (a la izquierda), acompañado de Pedro lozoya, de la parroquia Todos los Santos.

Martín Zavala continua dando cursos de formación de los laicos; cursos
de Biblia, de apologética o defensa de la fe; de formación de servidores… así como también se ha dedicado a escribir libros sobre la fe, de los gue ya cuenta con 18 titulos publicados.

Presentamos la entrevista que concedió a este semanario.


¿Cuál es el motivo de su visita a nuestra diócesis?

Vine a Cd. Juárez porque me invitaron a dar unas pláticas cuaresmales en El Paso, Texas, y aprovechando que estamos de paso, hablé con Pedro Lozoya, de la parroquia Todos los Santos, en donde dirige un ministerio de Apologética. Quise estar un rato con ellos compartierdo un poco de lo que sé, ya que ellos están tratando de promover muy fuerte la apologética, así que por parte de nuestra escuela DASM los asesoramos pues ellos quieren crecer e ir a a más comunidades y saber dar razones de su fe a los ataques de los protestantes, de la ideología de género; de la nueva era.

 

Usted es el fundador de lo que hoy es el Instituto Diocesano de Teología ¿Como nació esa idea de fundar un instituto de teología para laicos en  Cd. Juárez?

Fue en septiembre de 1993 cuando da comienzo con 70 alumnos, y por alguna razón algunos pensaron que había varios fundadores, pero en realidad sólo fui yo.


El hecho de fundarlo surge de la necesidad, ya qµe nosotros teníamos dos años de estar dando cursos de defensa de la fe en la parroquias como Apóstoles dela Palabra y en ese tiempo miramos el deseo de la gente por formarse mucho más. No les bastaba lo que estaban recibiendo.

Al estar analizándo, no existía un centro formativo en la diócesis y así nació la idea inicial. Yo había áprendido en Apóstoles de la Palabra que se podían hacer estructuras, y lo que yo hice fue analizar ese formato y  convertirlo en algo original y propio de Ciudad Juárez.

Por ejemplo, yo decía, el programa de formación del Instituto de 7 años, no existe en ninguna parte de México, ni otros países, y todos creían que era una locura, que la gente no se formaría por tanto tiempo.

Pero aun así me aventé y fuimos con nuestro asesor, en ese tiempo era Monseñor Isidro Payán, que estaba en Catedral en ese momento, y me dijo: ¿Estás seguro de que se puede hacer?, porque es Ciudad Juárez, es maquila, mucha gente no tiene tiempo suficiente.


Yo le dije, «padre, estamos seguros de que sí se va a poder y lo único que necesitamos es que como nuestro asesor nos dé la bendición. Así quedamos y el proyecto fue tomando forma. Acto seguido fuimos con el obifpo, que en ese momento era don Juan Sandoval, ya con un programa preparado yle presenté el proyecto.


Me acuerdo mucho que lo miró atentamente y luego me djjo que guitara  la materia de psicología y pusiera otra, y así contamos con su total  apoyo. Como en ese tiempo ya habíamos impartido cursos en 20 parroquias, ya teníamos a mucha gente que nos conocía y de  diferentes formas nos ayudaron.

Por ejemplo, el señor Pepe Ruiz nos ayudó a conseguir nuestras  primeras instalaciones en el Instituto México.


¿Cuál fue el objetivo del instituto en sus inicios?
Siempre ha sido consegir una formación profunda en la fe para que esa formación recibida se pueda proyectar enla vida las personas, en la familia, en las parroquias y en la sociedad.

Es como una persona que se da un clavado en el mar y se va a lo más profundo. Como no había nada más para qµe la gente pudiera crecer más en su fe, por eso pensé en ese objetivo para los laicos. Aunque en realidad fue tan bueno el proyecto, que a los pocos años ya había diáconos y religiosas inscritos.


¿Cuáles fueron algunos obstáculos o retos que encontró para iniciar el instituto?
Como no existía algún otro centro formativo, mucha gente creía que el proyecto no era factible porque se necesitaban muchas cosas, pero  nosotros teníamos una actitud positiva. Sin embargo, nos llegaban situaciones en las que no sabíamos cómo les pagaríamos a los maestros, cómo hacerlo sustentable y la clave fueron los colaboradores.

Muchos nos apoyaron, como el padre P. Luis Ricaud; P. Aristeo Baca; P. Mario Manríquez, el Padre Hesiquio Trevizo y el padre José Solís (qepd), con su ayuda también hicieron posible este proyecto.

El obstáculo principal fue lo económico, pero lo vencimos con el apoyo de muchos hermanos, religiosos, sacerdotes y laicos. Por ello no podemos dejar de mencionar a los hermanos Maristas con su apoyo con la infraesctructura necesaria.

Fue dar un salto de fe a otro nivel pero teníamos todos los elementos.


¿Pudiera compartirnos detalles de los inicios de este proyecto, dónde estaban, quién fue su primer director y maestros…? ¿Cuáles fueron los primeros cursos que se impartieron en el instituto…?

El primer director fui yo. Además de ser el fundador estuve dos años como director, posteriormente, al tercer año nombre director al padre Ricaud y en el año 1996 nombramos al padre Hesiquio Trevizo, y yo me quedé como sub-director y en el equipo operativo. Fueron siete años así.


El padre Gerardo Rojas, que después lo hicieron obispo, recuerdo que  impartía la materia de Derecho Canónico. El padre Pedro Funes, que despµés terminó en el Vaticano, también fue maestro del Instituto dándonos la materia de pastrística.

Me da alegría _porque respecto al programa de estudios, si nosotros tomaramos un plan de estudios de hace 26 años y lo comparamos al de hoy en día, el 90 % es el mismo programa que yo dejé y eso quiere decir que dejamos algo muy bueno gracias a Dios, que pasa el tiempo y sigue vigente.

¿Por qué el programa estan eficiente? Porque nos enfocamos en la Biblia la tradición apostólica y el Magisterio de la Igesia. Yo lo que hice fue investigar las directrices del Vaticano para la formación de los diáconos, religiosas y futuros sacerdotes y lo adapté a los laicos. Ha sido una bendición.


¿Cuál cree que ha sido el impacto en nuestra diócesis de haber realizado ese importante proyecto y cómo cree que se refleja en la actualidad?
Definitivamente, el principal impacto es que se han formado miles de agentes de pastoral con un nivel teológico más profundo como en ninguna diócesis de México y de América Latina.


Si buscamos centros de formación similares, de México hasta Argentina no hay ninguno, de siete años de formación para laicos no lo hay.


¿Por qué es importante formarse en teología y llevarlo a la vida?
Es importante qµe todo católico estudie teología, porque Jesucristo dijo: «Eso significa vida eterna, que te conozan a ti Padre y a tu hijo Jesucristo» Jn 17,3 y la teología, es eso, conocer mucho más el plan de Dios. Si lo hacemos bien, eso se proyectará automáticamente en la vida; en la familia;en la Iglesia y en la sociedad.

Anímense, si no se han inscrito al Instituto de Teología, no van a perder  nada y van a ganar muchísimo.
Es imposible seguir a Dios si no invertimos tiempo, dinero y esfuerzo.

**PD Si no puedes hacerlo presencial, entonces te invito a inscribirte en la Escuela de Apologética online DASM de la cual también soy el fundador por gracia de Dios. Así podrás estudiar desde cualquier país; a cualquier hora y desde tu celular.

Escuela de Apologética online DASM - 10 Niveles

CONTENIDO DE LOS MEJORES APOLOGISTAS 

Los precios que están a continuación son los precios con descuentos por inicio pues el precio original estaba a $260. Sin embargo, si vives en América Latina (Excepto Puerto Rico) y necesitas ayuda económica para inscribirte, tenemos becas instantáneas del 50%. Obténla en este momento. Cupo limitado.  >>> Ir a Becas

Semanal
  • $7.99 dlls
  • 26 semanas
  • 9 Meses de Acceso
  • Tutoría gratis
  • Ahorro de $52 dlls
  • Pago con Tarjeta o PayPal o Western Union

  • 26 Lecciones: Audios, escritos, examenes, tareas, videos, canto, trípticos, gráficas, dípticos etc.
Mensual
  • $34.66 dlls
  • 6 Meses
  • 9 Meses de Acceso
  • Tutoría gratis
  • Ahorro de $67 dlls
  • Pago con Tarjeta o PayPal o Western Union

  • 26 Lecciones: Audios, escritos, examenes, tareas, videos, canto, trípticos, gráficas, dípticos etc.

Reto Apologética
RETO - GRATIS
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en google
Google+
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en whatsapp
WhatsApp

Libros digitales
Para todo el Mundo
por Internet

Deja una respuesta